Acolchado Biodegradable

Por lo general, los acolchados deben ser retirados del terreno tras su vida útil para evitar la contaminación del suelo y realizar una correcta gestión del residuo generado, lo que representa un coste económico. Tras años de investigación y experiencia, distintos fabricantes han desarrollado una amplia gama de acolchados degradables que, tras su vida útil, se biodegradan/oxo-degradan sobre el terreno por lo que no es necesario su retirada.  

Acolchado  BIO-DEGRADABLE:

Se trata de acolchados fabricados con polímeros totalmente biodegradables (almidón de maíz, fécula de patata, PLA) que al finalizar su vida útil se biodegradan directamente sobre el terreno siendo asimilados por los microorganismos del mismo y descompuestos en H2O, CO2 y materia orgánica.

Solicite más información